Esparcimiento y recreación favoreciendo la resiliencia con los damnificados del deslizamiento en Llojeta

Desarrollo de la Noticia
Universidad Salesiana de Bolivia Deslizamiento LLojeta

“Venimos a hacer actividades que haga que los niños se diviertan, se distraigan y no estén pensando ni estén al pendiente de todo lo que están pasando acá, en la zona de deslizamiento en Llojeta”, afirma Carla Fernández, estudiante de la Carrera de Psicomotricidad, que es parte del grupo de voluntarios conformado para brindar apoyo, en el campamento donde están instalados los damnificados por el mega deslizamiento.

Actividades motoras, que trabajan con todo el cuerpo, permitiendo que los niños puedan desestresarse; estirar los brazos, los pies, que también logre desahogar emociones, realizando descargas motrices, es el propósito de este grupo de estudiantes y egresados psicomotricistas, que están dispuestos a apoyar en todo el tiempo que el campamento esté instalado.

Según la Directora de la Carrera de Psicomotricidad de la Universidad Salesiana, Lic. Eliana Maldonado, la Carrera de Psicomotricidad está trabajando en dos tipos de intervenciones diferentes, en los cuatro campamentos de las personas que se quedaron sin casa, por el deslizamiento.

“Estamos trabajando en la atención terapéutica individual con niños y adultos mayores, sobre todo lo que es contención. En algunos casos hay niños con discapacidad donde apoyamos favoreciendo con un espacio terapéutico, para que estos niños puedan tener atención de calidad. También estamos con educación psicomotriz, desde el placer por el movimiento, privilegiando lo que es la resiliencia, el esparcimiento y la recreación para que pueda minimizar los síntomas y las secuelas que deja este deslizamiento”, afirmó la representante psicomotricista.

Las actividades planificadas con los universitarios voluntarios, que empezaron el sábado desde tempranas horas, buscan lograr la apropiación del espacio con actividades psicomotrices, que de alguna manera, re simbolicen el lugar que han perdido, favoreciendo en última instancia la resiliencia, a través del juego y la recreación.

Canciones de rondas infantiles basados en movimientos imitativos, que permiten mostrar utensilios de cocina e imitar con el propio cuerpo, reconociendo las diferentes partes del cuerpo, entre otros juegos con Ula Ula, globos, almohadas, etc. lograron que los niños sonrieran y distrajeran sus emociones.

Compartir
Servicios - Portal
Carreras Portal
Categoría de Noticias